Solicita visita   gratuita.  Queremos sorprenderte.

   +34 641 350 099   Carretera de Castellar, 488, Terrassa, Barcelona

Platos de ducha, un lujo en tu sala de baño

Instalar platos de ducha en tu sala de baño, es una opción muy buscada por diferentes razones.

En primer lugar, un plato de ducha es más fácil de limpiar que una bañera y ocupa menos espacio, lo que puede ser especialmente beneficioso en baños pequeños. 

De manera adicional, los platos, tienen una pendiente para que el agua fluya hacia el desagüe, lo que ayuda a prevenir la acumulación de agua y moho, evitando gérmenes y suciedad.

Otra ventaja que presentan los platos de ducha, es que pueden ser más seguros que las bañeras, especialmente para personas mayores o con movilidad reducida.  Pueden ser equipados con barras de agarre, y superficies antideslizantes para ayudar a prevenir caídas en la ducha.

Por otra parte, instalar un plato de ducha puede ser una forma de actualizar el aspecto de tu baño y aumentar el valor de tu hogar. 

Existen muchos diseños, y materiales diferentes para elegir, lo que te permite personalizar el aspecto de tu baño según tus gustos y necesidades.

Instalar un plato de ducha en tu sala de baño puede ser una excelente manera de mejorar la funcionalidad, la seguridad y la apariencia de tu baño.

Aspecto lujoso

Existen muchos tipos diferentes de platos de ducha disponibles en el mercado, pero aquellos que aportan lujo y elegancia a una sala de baño, son los que tienen características únicas.

Uno de los materiales más lujosos para un plato de ducha es la piedra natural. La piedra ofrece una textura única y es una opción popular para aquellos que buscan crear una apariencia de spa en su hogar. 

Cuando eliges piedra natural en tus platos de ducha, pueden ser hechos a medida, y tener diferentes tonos y acabados para adaptarse a cualquier decoración de baño.

Otra opción popular para los platos de ducha de lujo son aquellos que están hechos de acero inoxidable. Este material es duradero y resistente a la corrosión, lo que lo hace ideal para su uso en un ambiente húmedo como el baño. 

El acero inoxidable es fácil de limpiar y mantener, lo que lo hace ideal para aquellos que, además de lujo y elegancia, buscan una solución de bajo mantenimiento.

El vidrio en tus platos de ducha, también constituye una opción popular, cuando se busca un aspecto lujoso en su baño. El vidrio puede ser transparente o tener un acabado opaco para crear privacidad. 

De manera adicional, los platos de ducha de vidrio pueden ser personalizados para adaptarse a cualquier tamaño o forma.

Aportar lujo con los accesorios

Los accesorios, en un plato de ducha, pueden hacer que una simple sala de baño, se convierta en una experiencia de spa. Algunos accesorios que pueden aportar un toque de lujo a los platos de ducha incluyen:

Cabezales de ducha de lluvia, en tamaños grandes, y reformas redondas, brindan una experiencia de baño tipo lluvia, lo que hace que la rutina de aseo y relajación, sea más relajante y placentera.

Barra de ducha con asientos, que permite a los usuarios sentarse y relajarse mientras toman una ducha. Algunas salas también tienen opciones de masaje incorporadas para un toque adicional de lujo.

Sistemas de iluminación diferente, y se consigue al agregar luces LED a la ducha, crear un ambiente relajante y sofisticado. También se pueden agregar luces de diferentes colores para cambiar el estado de ánimo o la atmósfera en tu sala de baño.

Grifos de lujo, que puede hacer una gran diferencia en términos de apariencia y funcionalidad. Los grifos de alta gama pueden tener características adicionales como control de temperatura y presión.

Accesorios de mármol o vidrio, como baldosas o estantes, puede crear un aspecto elegante y sofisticado, cambiando totalmente el aspecto y elegancia de esta habitación de la casa.

Al agregar estos, y otros accesorios de lujo a una ducha, cualquier baño se puede transformar en un oasis de relajación y bienestar.

Colores elegantes

Tener un plato de ducha lujoso y elegante, es posible, si eliges de manera cuidadosa los colores a emplear, para que complementen el diseño de tu sala de baño.

Algunas opciones en paletas de colores, que pueden hacer que el plato de ducha se vea elegante, incluye los tonos blanco, negro, gris, beige y marrón.

El blanco en una sala de baño es una opción clásica y atemporal que se adapta a cualquier estilo de baño. Tiene la ventaja que aporta claridad e iluminación en la habitación.

No olvides que los colores claros mostraran con facilidad las manchas de agua, y dejaran ver cualquier salpicadura.

El negro, por su parte, constituye una opción moderna y audaz, que crea un contraste elegante con otros elementos del baño, como grifería y accesorios. Tiene en su contra el hecho de que permite observar cualquier rayadura del material.

El gris es un color neutral que puede agregar profundidad y textura al plato de ducha. El beige y el marrón son opciones cálidas y acogedoras que pueden crear un ambiente relajante en el baño, y todos dan la apariencia natural de la piedra,

Para que puedas disfrutar de un plato de ducha elegante, que resalte tu sala de baño, debes crear un diseño que cumpla con estos puntos básicos.

Créeme que el resultado será muy apreciado por ti, y toda la familia.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2023 | Todos los derechos reservados
www.ducha24h.com

© 2023 Ducha24h.com

Abrir chat
1
Hola!
¿Quieres que vayamos a darte un presupuesto a tu domicilio?